pensar por la mañana

1. Me encanta ese hueco de tiempo de las mañanas, justo después de despertarme. Es como el respiro entre latidos. Amo esa voz que me pregunta: ¿Estás lista? ¿Qué vas a crear hoy? 2. Hay una esquina de mi barrio donde Nalah siempre se para y mira hacia el cielo. Como si siempre se olvidara de algo en ese rincón. ¿Será un pensamiento? ¿Una idea que me corresponde pero que ignoro porque estoy demasiada distraída? 3. Para mí el café y la oración es una perfecta combinación. Café con leche caliente, sentada en el suelo, al lado de mi ventana. Read More